Vacunas necesarias para las embarazadas: ¿cuáles son?

¿Cuáles son las vacunas necesarias para las embarazadas? Después del problema de la Tosferina los últimos meses en España, les han surgido muchas dudas a las mujeres en periodo de gestación. Y por eso, vamos a solucionarlas en mSoluciona.

No debemos olvidar que son las propias madres las que, ante enfermedades, pasan los anticuerpos a los fetos, con los que estarán protegidos los primeros meses de vida.

La recomendación de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap) es esta: «toda mujer en edad fértil debería de estar adecuadamente inmunizada antes del embarazo, para que durante el mismo tanto ella como el feto no sufran ninguna enfermedad prevenible».

Lo principal es que una mujer antes de quedarse embarazada tenga puestas todas las vacunas de adulto que sean necesarias, como por ejemplo la de la rubeola, cuya protección abarca también las paperas y el sarampión. Ésta es una vacuna crucial, ya que el feto puede tener muchos problemas si la contrae durante su vida e incluso podría llegar a morir. Si no se ha pasado nunca la varicela, también es muy recomendable.

Según los Centros de Prevención y Control de Enfermedades, una mujer debe ponerse las vacunas como mucho cuatro semanas antes de quedarse embarazada, pues se trata de virus vivos, totalmente contraindicadas durante el embarazo.

Aunque estas vacunas están aconsejadas, cada mujer es diferente y tiene sus propias necesidades, por lo que te aconsejamos que si piensas quedarte embarazada, acudas a tu médico de cabecera para preguntar.

Ya durante el embarazo, existen otro tipo de vacunas con microbios muertos que son aconsejables por todos los problemas que pueden evitar. Hablamos de la vacuna de la gripe, en primer lugar, y de la vacuna con inmunización combinada de tosferina, difteria y tétanos.

Si nos detenemos en la primera, las embarazadas sólo se la deberán poner en caso de que la gestación se produzca entre los meses de diciembre y marzo, donde el virus está activo. Y es que, las embarazadas son uno de los sectores más sensibles a contraer la gripe, la cual puede provocar problemas graves en el feto.

Entre las semanas  27 y la 36 de embarazo, es conveniente ponerse la vacuna combinada de la tosferina, difteria y tétanos. Los anticuerpos que pasa la madre al feto, conseguirán que durante los dos primeros meses de vida el bebé esté protegido, hasta que en ese momento se le suministre la primera dosis.

Después, y dependiendo del historial clínico de cada mujer, habría otras vacunas opcionales, entre las que destacamos:

  • Hepatitis B: sólo se administrará en los casos en los que la gestante tuviera peligro de contraer la enfermedad.
  • Hepatitis A: al igual que sucede con la Hepatitis B, sólo en caso necesario.
  • Tétanos: las Autoridades Sanitarias confirman que si la mujer tiene puestas las cinco dosis recomendadas, no sería necesario. Si tuviera menos de esta cantidad, sí es aconsejable.
  • Inmunización preventiva contra la alergia en primavera: ésta no es dañina para el feto y puede aportar muchos beneficios a la madre.
  • Otras: en caso de viajar a determinados países, se debe consultar en Sanidad la necesidad de administrar.

Es importante estar al día en lo que se refiere a vacunas necesarias para las embarazadas. De este modo evitaremos posibles problemas con el feto.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)