Inicio » Blog » Por qué es bueno que lo niños duerman la siesta

Por qué es bueno que lo niños duerman la siesta

¿Por qué es bueno que lo niños duerman la siesta? Seguro que te has hecho muchas veces esta pregunta. Pues bien, diremos que la siesta tiene muchos beneficios de los peques. Y es que, el descanso para los niños es tan importante durante el día que durante la noche. 

Es en los primeros cinco años de vida cuando este hábito es muy importante, ya que interviene de manera positiva no sólo en su desarrollo, sino también en la memoria y el aprendizaje, y así lo demuestran y avalan varios estudios, entre los que se encuentra la investigación del Instituto de Neurociencias de la Universidad Libre de Bruselas.

Esta costumbre de la siesta, les permite estar más tranquilos y relajados durante el día, asimilar los conceptos aprendidos y ser más sociables. Pero, además, influye de manera positiva en la lucha contra el estrés o ansiedad de los niños.

Además de estos beneficios psíquicos, encontramos los físicos. Los peques suelen gastar mucha energía, por lo que es una buena forma de recuperarse. Es más, cuando un niño que está acostumbrado a dormir la siesta, se la salta, observamos rápidamente que se encuentra más apático e intranquilo.

El asunto del aprendizaje es cuestión importante, ya que los niños que no suelen dormir la siesta pueden tener problemas en un futuro de fracaso escolar. En este aspecto debemos recalcar que existen dos tipos de memoria: aquella relacionada con los conceptos que adquieren durante el día, y la dedicada con la técnica aprendida, como por ejemplo, aprender a escribir.

Todo esto que absorben durante el día se encuentra en la memoria a corto plazo, pero mientras duermen, se traslada a la de largo plazo. Por todos estos motivos, es bueno que desde pequeños les inculquemos este hábito.

¿Cómo conseguimos que duerman bien la siesta?

Lo primero que debemos tener claro, es que no es bueno forzarles a dormir la siesta, sino hacerles ver que es un hábito saludable con muchas ventajas. Lo ideal es que sea en un lugar tranquilo, como su habitación, que disponga de un poco de luz diurna y que se haga siempre a la misma hora.

Sin embargo, con el ritmo de vida que llevamos, muchas veces no dejamos que estas buenas costumbres en los niños se cumplan. Alternamos el cuidado gracias a conocidos o abuelos. No obstante, una de las mejores opciones es echar mano de una canguro o niñera que nos ayude en su cuidado. Por eso, mSoluciona te ayuda en este sentido. Contamos con grandes profesionales del sector para tu tranquilidad.

Ahora que sabes por qué es bueno que lo niños duerman la siesta, haz que cojan ese hábito, al menos hasta los cinco años de edad, y si fuera posible, también después de haberlos cumplido.

También te puede interesar: Cómo escoger una buena niñera: Las claves o Canguro, niñera y au-pair: Diferencias básicas para tus necesidades.

Por | 2016-08-22T13:43:54+02:00 agosto 22nd, 2016|Categorías: Cuidado de niños, Particulares|Sin comentarios