Artrosis: En qué consiste y cuáles son sus síntomas

Artrosis: En qué consiste y cuáles son sus síntomas

La artrosis es una enfermedad degenerativa que se produce por el deterioro del cartílago articular, un tejido que protege los extremos de los huesos y funciona como amortiguador para facilitar el movimiento de las articulaciones. 

Esta patología puede provocar alguna incapacidad funcional en el paciente, incluso alcanzar un grado de invalidez que le impidiera realizar labores cotidianas. Lo que provoca la artrosis es que ese desgaste del cartílago sea cada vez mayor, e incluso que pueda llegar a desaparecer. En este caso, el hueso reaccionaría creciendo por los lados, lo que se llama osteofitos, y produce la deformación de las articulaciones.

Según datos de la Sociedad Española de Reumatología, se trata de la enfermedad articular más frecuente en España y afecta a más mujeres que hombres. Un 43% de la población la sufre en nuestro país.

Esta enfermedad suele aparecer a partir de los 50 años, y la artrosis en las manos es la más común con un 70% de los casos registrados, seguida de un 40% por la artrosis en los pies, un 10% por la artrosis de rodilla y un 3% por la artrosis en las caderas.

Pero además de éstas, encontramos otros tipos como la artrosis lumbar, artrosis cervical, artrosis de columna, etc.

Causas de la artrosis

La artrosis y la artritis no las debemos confundir, pues se trata de patologías diferentes. Aunque ambas provocan dolor, la artritis está causada por diferentes causas, como por ejemplo una infección o un traumatismo, la artrosis se produce debido al envejecimiento y desgaste del cartílago. Hablamos de una enfermedad, por tanto, degenerativa y no inflamatoria.

Síntomas de la artrosis

Aunque en un principio los síntomas son más débiles, con el paso del tiempo se van acentuando. Encontramos entre los más comunes:

  • Dolor articular. En un principio se pasa con el reposo, pero a medida que avanza la enfermedad, el dolor se sentirá incluso en reposo.
  • Deformación de las articulaciones
  • Chasquidos de los huesos
  • Derrame articular
  • Limitación de los movimientos rutinarios

No debemos olvidar que el dolor producido por la artrosis no es constante, sino que hay temporadas mejores y peores para el paciente.

Tratamiento de la artrosis

El tratamiento de la artrosis va principalmente dirigido a mitigar el dolor de los pacientes e intentar que puedan llevar una vida normal. Para ello se les hacen ciertas recomendaciones, como evitar el sobrepeso, realizar alguna actividad física evitando el sedentariso y los movimientos repetitivos que dañan las articulaciones, llevar a cabo infiltraciones locales para acabar con el dolor, e incluso cirugía protésica si el estado de la enfermedad es muy avanzado.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Etiquetas: