Artritis reumatoide: Síntomas, causas y tratamiento

Artritis reumatoide: Síntomas, causas y tratamiento

La artritis reumatoide es una inflamación de una o más articulaciones que se da por la degradación del cartílago. Se trata de un trastorno autoinmune donde el organismo ataca a los tejidos sanos. 

Aunque puede padecerla cualquiera, suele afectar en mayor medida a las mujeres, concretamente a un 75% frente al 25% de hombres. Lo normal es que se dé en edad avanzada, aunque los adultos jóvenes (y en casos excepcionales, niños) tampoco están exentos.

Si bien es cierto que la artritis reumatoide no es hereditaria, sí que interviene el factor genético. Hoy por hoy no se conoce a ciencia cierta la causa, pero los expertos siguen investigando. Eso sí, no debemos confundir la artritis con la artrosis.

Síntomas de la Artritis reumatoide

  • Uno de los síntomas más frecuentes es el dolor y la hinchazón en zonas donde se produce el brote. Si no se trata correctamente, puede reducir la capacidad de trabajar, conducir e incluso andar, es decir, influye en las tareas cotidianas.
  • Hipersensibilidad y enrojecimiento de las zonas
  • Dificultad para moverse
  • Rigidez a primera hora de la mañana, al levantarse de la cama
  • Anemia y pérdida de peso
  • Cansancio
  • Sensación de malestar

Tratamiento de la Artritis reumatoide

Esta enfermedad precisa de un tratamiento adecuado que debe prescribir el médico para aliviar los síntomas. Cada persona es diferente, por lo que a todo el mundo no le vale el mismo. Normalmente hablamos de fármacos para tratar la inflamación y el dolor articular.

Entre los más comunes destacamos:

  • AINE (antiinflamatorios no esteroideos). Como su propio nombre indica, se prescriben para contrarrestar la inflamación. Sin embargo, pueden provocar problemas estomacales o úlceras y hemorragias gástricas, por lo que el tratamiento siempre debe ir supervisado.
  • Inhibidores de la COX-2. Al igual que ocurre con los antiinflamatorios AINE, evitan el dolor y la inflamación de las articulaciones, pero estos dan menos problemas gástricos.
  • Esteroides (corticosteroides o glucocorticoides). Sirven para lo mismo que los anteriores, sin embargo, hay efectos secundarios que se deben tener en cuenta: aumento del apetito, aumento de peso e indigestión. Hay que tener especial cuidado con la diabetes, el glaucoma, las cataratas y la hipertensión arterial.
  • FAME. Estos medicamentos de última tecnología no solamente luchan contra los síntomas de la enfermedad, sino que también contra la propia patología. Pero, sin duda, será el médico quien nos los recete.

Además de estos medicamentos, si el brote de artritis reumatoide no es demasiado fuerte, se puede optar por algunos remedios naturales, como estas plantas que te recomendamos.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 4)
Etiquetas: